News

« Volver

14/05/2014

Baseball, cuando las hemorroides golpean…más que el bate!

Ex-jugadores confiesan después de casi cincuenta años las repercusiones en su ca

Puede que para los aficionados al mundo del deporte español el nombre de Hawk Harrelson no les suene de nada, pero para el público americano del baseball, este hombre es muy conocido.  Kenneth Smith Harrelson, nacido en 1941 que ha jugado casi novecientos partidos en toda su carrera, vistiendo la camiseta del Boston Red Sox y registrado al final de su carrera un promedio de bateo de 0.239 con 421 carreras a la base y 131 al cuadrangular.  Desde hace años Harrelson hace de comentarista en televisión de los partidos de los Red Sox.

Y entonces os estaréis preguntando, ¿qué tiene que ver un ex-bateador con las hemorroides? Bueno, pues según una declaración, mucho más de lo que hubiese querido.  A causa de este problema físico “Hawk”, estuvo a un paso de conquistar en 1968 la Triple Crown (record de golpes, de carreras a la base y de puntos de bateos ganados en casa) a pesar de que tener ventaja con respecto a sus contrarios.

El público americano reaccionó con mucha sorpresa y con un poco de ironía a esta confesión, que el ex jugador de la Major League ha hecho durante un momento en la retransmisión High Heat con Christopher Russo.

En el momento de los hechos no existían los remedios para las hemorroides con las que podemos contar en nuestros días, por lo que Harrelson ha tenido que renunciar (y podemos imaginar también su desilusión) a la posibilidad de entrar en la historia del baseball americano.  Por suerte, hoy en día, los que hacen deporte a un alto nivel pueden contar con una serie de estrategias muy eficaces – entre las que se encuentra la cirugía- para resolver este tipo de problemas físicos.