News

« Volver

17/12/2013

Cocina japonesa, un buen remedio para el estreñimiento y las hemorroides

Desde el Oriente, alimentos para curar la patología hemorroidal

Sabemos que la cocina del país del Sol naciente está en expansión en nuestro país, lo sabemos todos.

Pero pocos saben que algunos platos típicos e la cultura japonesa pueden tener un papel eficaz en la cura y la prevención de las hemorroides.

Empezando por el miso.  Un ingrediente que se obtiene de la fermetación de la soja, cebada, arroz y el trigo, el miso es particularmente curativo para las venas.

Se come sobre todo en sopas (en las que hay siempre un cubito o dos de tofu) y tiene un caracterizado sabor salado.  Este alimento tiene varias propiedades benefícas.  Además de favorecer la circulación, es aconsejable para los que sufren de incontinencia, depura el hígado y reconstruye la flora intestinal.  Particularmente indicado para el bienestar de los riñones y es indicado en caso de sufrir artritis y enfermedades de almacenamiento de ácido.

Otro alimento muy útil para la cura de las hemorroides son las algas: si se añaden a los cereales y legumbres cuando están cociendo, mejoran el peristaltismo intestinal gracias a los mucílagos que acarician la mucosa intestinal y que extraen agua.

Concretamente, el alga wakamè (para las sopas) es particularmente indicada para el hígado, mientras que el kombu (para las legumbre) es ideal para el intestino.

 

Además, con el dulce se puede curar las hemorroides y el estreñimiento.  El mochi, pequeños panecillos de arroz dulce que se comen calientes.  Se pueden combinar con miel, crema de avellanas o mermelada y son muy útiles para fortalecer el bazo.