News

« Volver

14/10/2016

Los riesgos de la medicina tradicional para el tratamiento de las hemorroides

Aun temas serios como las hemorroides, a veces se abordan en un tono irónico, como ya ha ocurrido varias veces en las noticias publicadas en meses anteriores. Pero a veces este problema de salud resulta ser más serio de lo previsto, no por la condición física en sí misma, sino por las dramáticas consecuencias de terapias tomadas incorrectamente o incluso mal, que pueden derivar en resultados mucho peores que las iniciales molestias hemorroidales.

Un ejemplo de estas consecuencias negativas procede de China, donde la medicina tradicional tiene una larga historia y que, aun respetando esta riqueza de conocimientos, a menudo todavía se prefiere a ésta en comparación con la medicina moderna.

Así, se dan casos como el de una mujer de cuarenta años, de la ciudad de Harbin, que sufría de hemorroides. Acudió a la medicina tradicional china para deshacerse de sus problemas; en concreto, tuvo que ingerir diez ciempiés "Wugong". Estos artrópodos son conocidos por ser muy venenosos; sin embargo, y en pequeñas dosis, se siguen utilizando, de acuerdo al principio básico de la medicina asiática por el que las enfermedades se combaten con veneno.

Inmediatamente, la señora Li (no es su nombre real) se sintió mal y fue trasladada al hospital local, donde poco después cayó en coma; los médicos, indefensos, al final no pudieron salvar su vida debido a un grave fallo hepático y renal.

De esta historia, lamentablemente trágico, se puede extraer una enseñanza. Seguramente (para nosotros los occidentales) conseguir estos ciempiés Wugong no es tarea nada fácil; en cualquier caso, aunque se pudieran conseguir o comprar, con toda seguridad nadie de nosotros estaría dispuesto a engullir uno solo de ellos. Pero el problema de fondo en cuestión de medicinas o remedios populares reside en que la mayoría de veces se trata de productos y terapias que no tienen ninguna eficacia en absoluto; de hecho, a menudo pueden conducir al empeoramiento de los síntomas en lugar de su curación.

Por ello, si hay hemorroides, lo mejor es evitar estos remedios caseros y la automedicación; lo mejor que se puede hacer, recordémoslo una vez más, es acudir al médico de cabecera, e incluso mejor, acudir directamente al especialista digestivo si se quiere tener el mejor consejo científico, con autoridad, y en el mejor interés de la salud.



Visualizza Immagine